beneficios de tener mascota

¿Cuáles son los beneficios para la salud mental de tener una mascota?

Muchos de nosotros sabemos que tener mascotas tiene beneficios psicológicos para las personas, pero exactamente, ¿cuáles son los beneficios de tener una mascota en nuestra casa?

Numerosos estudios han demostrado que tener mascotas mejoran nuestra calidad de vida, tanto emocional como físicamente. Ellos no solo nos dan cariño y amor, además no nos juzgan ni nos cuestionan, no nos discriminan por nuestros errores o por nuestro aspecto, nos reciben con entusiasmo cuando llegamos a casa y nos alegran el día. Veamos cuáles son estos beneficios de tener una mascota en nuestro hogar.

9 beneficios psicológicos de tener una mascota

1. Evitan nuestro sentimiento de soledad

Una mascota en casa da muchísima compañía, ayuda a que la persona se sienta más protegida y segura. Su compañía aporta contacto físico y comunicación, por lo que disminuye esta sentimiento de soledad.

 

2. Alivian la depresión

Una mascota es un motivo para levantarse por la mañana. Aunque no apetezca nada uno sabe que tiene que levantarse para tener cuidado de su mascota, darle de comer, sacarlo a pasear en el caso de los perros. Además, una persona con depresión puede que se desahogue hablando con su perro, cosa que a veces no es capaz de hacer con las personas.

 

3. Aumentan la felicidad

Jugar con tu mascota aporta un aumento de la oxitocina, serotonina y dopamina a la vez que disminuye el cortisol, la hormona del estrés. Por lo que el estrés se reduce dejando una agradable sensación de felicidad en las personas.

 

4. Reducen el estrés

Acariciar a tu mascota o jugar con ella ayuda a reducir los sentimientos de estrés, ansiedad y depresión por todas las hormonas placenteras que nos produce y los cambios en las ondas cerebrales. Acariciar, jugar con la mascota, pasear o hablar ayuda a despejar la mente y sentir menos estrés y más bienestar.

 

5. Promueven un estilo de vida activo

Las atenciones que requiere tener una mascota, sobre todo un perro, contribuye a mantener un estilo de vida activo en personas sedentarias. Un perro no perdona un paseo, por lo que te mantiene más activo, y además muchas veces se adaptan los planes en base a nuestro peludo, como ir más de paseo, a la montaña o moverse más, y aunque el motivo de estos paseos sea el beneficio de la mascota, los dueños también se benefician de estas salidas.

 

6. Ayudan a mejorar el sentido de la responsabilidad

Tener a cargo a tu mascota te hace más responsable y te plantea las prioridades. Ya no piensas solo en ti, también en tu perro. En organizarte para sacarlo, en planearte para no dejarlo demasiado tiempo solo, intentar integrarlo en tus planes. Además, si tienes niños en casa, crecer con una mascota les da una oportunidad para enseñarles a ser responsables y a respetar a los animales, asumiendo tareas que puedan ir realizando en función de su edad, como darles de comer, cambiarles la arena, limpiarles la jaula, cepillarlos o sacarlos a paseas, aumentando poco a poco su responsabilidad.

Según un estudio de la Fundación Affinity, un 90% de los niños dedicaría parte de su tiempo a cuidar a su animal, un 80% daría su juguete favorito por él y un 75% se levantaría temprano para pasearlo.

7. Ventajas para los más pequeños

Además de desarrollar su responsabilidad, como hemos comentado, los animales son una fuente de estímulos para despertar los sentidos del niño, les potencia las capacidades de atención, concentración, autocontrol y manejo de las emociones. También les fomenta la preocupación y cuidado por los demás, como demuestra un estudio de la Fundación Affinity.

8. Mejoran tu vida social

Muchas veces el salir a pasear a la mascota es una ocasión para conocer a gente. Los corrillos que se montan en los parques con los dueños, los desconocidos que se acercan a acariciarlo, las actividades que se pueden hacer con él… Además puede ser el tema de conversación idóneo para romper el hielo con gente que no conocemos demasiado.

9. Refuerzan tu autoestima

Según unos estudios científicos de las universidades de Miami y Saint Louis tener una mascota aumenta las probabilidades de sus dueños de tener una mayor autoestima. Este hecho esta relacionado con la sensación de sentirse útil al cuidar a otro ser vivo y recibir por su parte amor incondicional. También refuerzan la autoestima de los niños. Un perro te acepta tal y como eres y no es capaz de reírse de ti.

Estos son algunos de los beneficios de tener una mascota, pero también conlleva una gran responsabilidad. La decisión de adoptar una mascota ha de ser muy meditada y consciente, no son un juguete y tienen que encajar en tu ritmo de vida.

Conllevan un sacrificio que te devuelven con creces con su amor incondicional, su alegría y porque te ayudan a convertirte en mejor persona, pero al fin y al cabo, un sacrificio que tienes que estar dispuesto a asumir antes de pensar en adoptar. Debemos reflexionar bien sobre qué animal es el que más se adapta a las características de nuestro domicilio y las condiciones de nuestra vida, y tener en cuenta que también supone unos costes económicos y una constante atención.

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin

Newsletter

© 2019 All rights reserved​

Made by www.clersweb.com